Imagen del grupo Radio Futura

La BSO de nuestra vida: Radio Futura

Hoy hablamos de Radio Futura y, por extensión, Juan Perro.

Radio Futura como tal empezó su actividad en 1979-80 y se disolvió en 1992. ¡Quién lo diría! Los ecos de su música siguen sonando hoy en día gracias a su gran aportación a nuestra historia musical como a Santiago Auserón, cuya voz sigue sonando a través de Juan Perro. Hoy en día, a Santiago le interesan más los ritmos latinos y africanos, pero en su inicio como Radio Futura era un grupo ecléctico, en medio del punk, glam, pop y la movida madrileña… El resultado fue un sonido único, personal, muy basado en la guitarra eléctrica y la voz llena de matices de Santiago.

Ya que el grupo ha rechazado Música Moderna como propio, diremos que su primer disco fue La Ley del Desierto. De hecho, toda la leyenda de Radio Futura se cimenta en sólo 3 discos: el nombrado La Ley del Desierto (1984), De un País en Llamas (1985) y la Canción de Juan Perro (1987). A partir de ahí, se olvidan de la oscuridad y se centran en un rock más latino, más luminoso, con mucho éxito de crítica y público, y con poco interés por mi parte. Pasan del blanco y negro al color. Vaya…

El relato de sus temas nos lleva a historias que podrían convertirse en películas. De hecho, algunas siempre me han evocado a películas. Como ejemplo Haddaly: ¡cómo no ver en ella a la replicante Rachel de Blade Runner! Una vez que oigáis la canción no os la podréis quitar de la cabeza. O El Nadador evoca perfectamente a la película con el mismo nombre interpretada por Burt Lancaster en 1968. O también en Oscuro Affaire ¿cómo no ver una trama de las películas de Alfred Hichcock, especialmente a Cary Grant con su perfecto traje? La clara referencia de La Ley a los westerns o La Secta del Mar a las películas de monstruos de los años 30-40 como las de Ed Wood.  El videoclip Lluvia del Porvenir podría hacerse con las imágenes de Excalibur y en cuanto a la literatura, la letra Annabel Lee está basado en un poema de Edgar Allan Poe.

Yo lo veo claro, vamos. Podría seguir pero yo creo que con estos ejemplos me he explicado.

Repasando los tres discos nombrados, me ha sorprendido el tema La Cuidad Interior. Recuerdo haber escuchado este tema de pequeña (1985) y me produjo pesadillas. Su estribillo dice:

– “Perdona

– No tiene importancia

– Te he clavado mi navaja

– Estoy acostumbrado a morir”

Claro, hoy en día no te impacta tanto, pero de pequeña no entendía cómo alguien querría cantar este tema. Desde luego sus letras siempre son interesantes, sorprendentes, hablando de mundos oníricos o mero declamante de la realidad que percibe. Un estímulo para el cerebro, un puñetazo o un susurro, envuelto en la vmalhumorada belleza de su cantante.

Recordamos la entrada que publicamos hace algún tiempo con el vídeo de Annabel Lee, que siempre es una delicia de escuchar, música y letra.

Radio Futura. 1987, Annabel Lee.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.